domingo, 22 de enero de 2017

Está pasando:

8,8 millones de visitas en el mes

España acaricia al techo de los 68 millones de turistas

Imprimir
España acaricia al techo de los 68 millones de turistas

Unos turistas caminan con sus maletas. EFE/Archivo

(EFE)

Entre enero y julio llegaron a España 37,9 millones de visitantes extranjeros, lo que supone un incremento de 1,7 millones de personas. Francia supera a Alemania y se consolida como el segundo país que más turistas emite Las entradas desde EE UU crecen un 21,3% gracias a la apreciación del euro frente al dólar.

Si todas las previsiones se cumplen, España volverá a batir otro récord de entrada de turistas en 2015. Y será el cuarto ejercicio consecutivo en el que vuelve a superar el máximo logrado un año antes. Todo comenzó en 2011, coincidiendo con la primavera árabe y las revueltas en Túnez y Egipto, que provocaron cancelaciones masivas de viajes a esos dos países y un traslado de visitantes a destinos españoles. Ese año se cerró con 56,1 millones (3,5 millones más), en 2012 se alcanzaron los 57,4 millones (1,3 millones más) y el estirón definitivo se produjo en 2013 con 60,6 millones (3,2 millones más) y en 2014 con 64,9 millones (4,3 millones más). El objetivo para este año es llegar a los 68 millones, algo que parece factible tal y como han evolucionado las entradas en los siete primeros meses del año.

Entre enero y julio han llegado a los principales destinos 37,9 millones de visitantes extranjeros, según la estadística hecha pública por el Ministerio de Industria, Energía y Turismo. Supone un 4,7% más respecto al mismo período de 2014 y 1,7 millones de turistas más en términos absolutos. Si ese ritmo de crecimiento en las entradas se mantiene a lo largo de lo que queda de año, este se cerraría en el entorno de los 68 millones. A ello también contribuiría el hecho de que aún quedan por contabilizar las llegadas de agosto y septiembre, dos meses de temporada alta, en los que solo el pasado ejercicio llegaron 16,8 millones de visitantes extranjeros.

La estadística de Industria revela un comportamiento dispar entre los tres grandes mercados emisores de turistas de España (Reino Unido, Francia y Alemania), que siguen concentrando más del 55% de las entradas. El mercado británico, espoleado por la apreciación de la libra frente al euro, ha seguido creciendo con fuerza y se consolida como el más importante, con 8,7 millones de visitantes y una cuota del 23%. Uno de cada cuatro visitantes extranjeros que llega a España es británico. En segundo lugar aparece Francia, que surge como el segundo mercado más importante, por delante de Alemania, con un 16% del total de turistas recibidos. Es el primer mes en que se produce este cambio, provocado en gran medida porque un gran número de franceses opta por veranear en destinos españoles para los que no necesita desplazarse en avión y puede hacerlo de forma más rápida con sus vehículos particulares.

Pero si hay algún cambio llamativo es el incremento de las llegadas desde EE UU, que crecen un 21,3% y ya se aproximan al millón de visitantes, también favorecidas por la apreciación del dólar frente al euro, lo que abarata sus viajes a España. Aunque en términos absolutos las cifras de EE UU no son relevantes (trae tantos visitantes como Irlanda o Portugal) sí lo son desde el punto de vista cualitativo, ya que el gasto que realizan durante sus estancias es sensiblemente superior al de la media. Cada turista norteamericano gasta de media 2.338 euros durante su estancia cuando la media en España es de 971 euros. La brecha es igual si se compara el gasto diario, con 110 euros para la media y 182 para los estadounidenses.

Esos cambios en los mercados emisores de turistas han tenido un impacto directo en las comunidades que los reciben. El empuje del mercado francés, cuyo destino predilecto es Cataluña, ha llevado a que esta autonomía se consolide como la que más visitantes internacionales atrae, con 9,7 millones hasta julio, lo que supone un 25,8% del total. Y el auge del norteamericano ha disparado un 10,7% las entradas de visitantes a Madrid en siete meses. Solo en julio, las llegadas crecieron un 26,7% por el mayor flujo de norteamericanos y de países asiáticos, como China, Corea del Sur o Japón, tal y como revela la nota de Industria.

7,3 millones en casa de familiares

Uno de los datos de la estadística de Industria que más utilizan los hoteleros para denunciar el fenómeno de los apartamentos turísticos es el número de visitantes extranjeros que acuden a España a una vivienda propia o de familiares. Seis de cada diez turistas internacionales opta por el alojamiento hotelero, mientras que el restante 40% (13,8 millones hasta julio) opta por otra modalidad. Lo llamativo es que de esos 13,8 millones, 7,3 millones (el 52%) se aloja en vivienda propia o en vivienda de familiares. Un subterfugio que los hoteleros consideran que afecta al futuro del modelo turístico español. “El sector rechaza que las Administraciones Públicas eximan a miles de viviendas privadas (clandestinas en su mayoría) que son alquiladas a través de portales de Internet, de cumplir las obligaciones fiscales, laborales, mercantiles y de seguridad, higiene o protección al consumidor, que se exigen a todos los establecimiento turísticos reglados con independencia de su categoría”, reclamaba la patronal Cehat en un manifiesto hecho público a finales de julio a favor del modelo turístico español



Comentarios Normas

comentarios

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión

¿Por qué registrarse?

  • Comenta las noticias
  • Asiste a nuestros eventos
  • Participa en concursos
  • Gestiona comunicaciones, newsletters y alertas
  • Recibe novedades de Cinco Días

seguir a cinco días

Recibe más contenido de Cinco Días. Suscríbete a nuestras newsletter aquí

Cinco Días

Cinco Días

Cinco Días

BLOGS

<

1 de 3

>
© ESTRUCTURA GRUPO DE ESTUDIOS ECONÓMICOS S.A.- Miguel Yuste, 42 - 28037 Madrid [España] - Tel. 91 538 61 00

Webs de PRISA

cerrar ventana