lunes, 28 julio 2014

Está pasando

Mejora las condiciones de las prejubilaciones hasta el 81,25% del salario

Santander pacta bajas voluntarias con 50 días por año trabajado

  • Realizará prejubilaciones a partir de los 55 años en Madrid y de los 58 años para el resto de España
  • A los empleados con 50 años y hasta los 58 años se les garantiza su puesto de trabajo

Bloomberg

Fachada de una oficina de la Red Santander

Santander y Banesto han mejorado las ofertas que han presentado a los sindicatos, lo que ha permitido llegar hoy a un acuerdo, justo una semana antes de celebrarse la junta de accionistas en la que aprobará la integración de las dos plantillas.

El grupo ha elevado el importe de las prejubilaciones voluntarias hasta el 80% del salario bruto utilizado para calcular la pensión. A ello hay que sumar un cuarto de paga, lo que supone otro 1,25 puntos a sumar, y el mantenimiento de las aportaciones al plan de pensiones del banco por 640 euros anuales, hasta la edad de jubilación.

Santander, además, abonará hasta que el empleado cumpla 63 años de edad las cuotas a la Seguridad Social tanto del empleado como la que le corresponde al banco. Este gasto supone un 33% del total del coste salarial. De esta forma el grupo pretende evitar que este ajuste de plantilla pueda producir algún coste al contribuyente, como sucede en el resto de los procesos aprobados en los últimos dos años por una gran parte del sistema financiero.

Además, el grupo ha aceptado la petición de los sindicatos de firmar una cláusula de garantía para el caso de que llegada la edad pactada no sea posible la jubilación legal.

La propuesta del grupo afecta tanto a los empleados de Santander como de Banesto con más de 58 años y de más de 55 años si son trabajadores de Madrid, la comunidad autónoma más afectada debido a la duplicidad de los servicios centrales de ambos bancos. Hay unos 1.400 empleados en esta división.

El grueso de estos trabajadores irán a la red de Madrid, de ahí que se haya optado por bajar la edad de prejubilación en esta región.

La plantilla más afectada por las prejubilaciones será la de Santander, puesto que en Banesto solo hay unas 400 personas mayores de 55 años, según datos de los sindicatos.

En Santander trabajan unos 5.000 empleados mayores de 55 años.

El periodo para realizar este ajuste será de tres años.

Solo hasta los 49 años de edad

En cuanto a las bajas voluntarias el grupo espera que sean pocas, aunque la oferta es muy superior a lo que fija la reforma laboral. El banco que preside Emilio Botín indemnizará a los voluntarios con 50 días por año trabajado con un tope de 42 mensualidades.

Aunque se han establecido unas condiciones. Las bajas serán voluntarias, pero selectivas. Es decir, el trabajador podrá presentarse voluntario, pero el banco se reserva el derecho de aceptar o no su petición. Lo mismo sucede al revés, es decir, el banco puede ofrecer a un trabajador una indemnización por su salida, pero el empleado puede negarse.

Además, solo podrán acogerse a estas bajas voluntarias los empleados que tengan un máximo de 49 años de edad. El plazo para apuntarse a este plan se abrirá inmediatamente, pero también se cerrará en breve. Por ello, esperan que sean una minoría los que se apunten a estas bajas.

Fuera de las prejubilaciones o de las bajas voluntarias estarán los empleados con edades entre los 50 años a los 58 años si no trabaja en Madrid y hasta los 55 años si trabaja en esta comunidad autónoma.

Tanto Santander como Banesto han decidido no limitar el acuerdo con un número de salidas, ya que si no se cumpliese tendrían que ir a despidos forzosos, como está ocurriendo en La Caixa, y Santander quiere evitar llegar a este extremo.

De cualquier forma, calculan que las salidas no superarán los 3.000 a 3.500 empleos.

En cuanto a las recolocaciones a otras empresas del grupo parece que serán mínimas, según los sindicatos, y afectarán a los servicios centrales. La recolocación a filiales del grupo fuera de España será, según las mismas fuentes, testimonial.

Santander comenzará a cerrar las 700 oficinas del grupo en España que anunció inmediatamente.

En cuanto a Banif, la filial de clientes de banca privada, será también absorbida por Santander, pero todo parece indicar que se mantendrá su plantilla y sus 50 oficinas. Lo único es que se cambiará la marca.

Plazas para trabajar en Londres y EE UU

Santander también ha iniciado una promoción interna para algunos empleados que quieran irse a la filial del grupo en Londres. La oferta se limita a 90 plazas.

También se ofrecen puestos para trabajar en Estados Unidos, pero el número es muy inferior.

LOS ESPECIALISTAS

MAS QUE LA ESTABILIDAD FINANCIERA

Una visión desde los mercados

José Luis Martínez Campuzano

Donde no hay análisis hay errores o la importancia de la inteligencia (una vez más)

Inteligencia competitiva

Cátedra de Servicios de Inteligencia y Sistemas Democráticos

¿Por qué los marketers necesitan pensar como periodistas?

Tu ADN Digital

Luis Ferrándiz, Nicolás Infer y Nacho Prada

Ver

Asociados
© ESTRUCTURA GRUPO DE ESTUDIOS ECONÓMICOS S.A.- Miguel Yuste, 42 - 28037 Madrid [España] - Tel. 91 538 61 00