lunes, 22 septiembre 2014

Está pasando

Gastronomía

Asturianos, cocina sencilla de culto

  • ‘The New York Times’ lo eligió restaurante indispensable de Madrid

Sardinas marinadas en sidra con sopa de tomate y aceite.

gastrónomos, y también de chefs, que aprecian el valor que tiene hoy día la cocina de toda la vida. Recetas sencillas, sin aspavientos, cocina de verdad, como aseguraba este otoño The New York Times en una reseña en la que recomendaba Asturianos entre los mejores restaurantes de Madrid.

 

El local fue abierto en 1965 por el asturiano Belarmino Fernández, de Cruces (Cangas del Narcea), y por su esposa, la burgalesa Julia Bombín. El tiempo parece que no ha pasado por este lugar, que conserva la esencia de las tascas de toda la vida. Hoy, el restaurante está gestionado por los hijos del matrimonio, Belarmino y Alberto, propietarios de Bodegas Canopy (Loco, Tres Patas, La Viña Escondida, Congo y Malpaso), artífices de una selección interesante de vinos, y capitaneado en la cocina por doña Julia, una autoridad en lo suyo que no ha sucumbido a modas ni tendencias y ha seguido fiel al camino que emprendió cuando decidió abrir una modesta casa de comidas en el barrio de Argüelles.

 

Tiene una parroquia de fieles que demandan un repertorio de clásicos. Entre ellos, los guisos de cuchara, las verdinas con marisco, la fabada asturiana o el pote de berzas o grelos (dependiendo de lo que haya en el mercado). Entre los entrantes, destacan los mejillones de roca con una renovada receta elaborada con salsa picante, o unos berberechos en sartén con aceite, ajo y perejil. Así de simple, como unas buenas anchoas artesanas de Llanes, unas increíbles sardinas marinadas a la sidra con sopa de tomate y aceite de hierbabuena o caviar de oricios. La cecina de buey es de Valles del Esla.

 

Doña Julia, así es conocida en el barrio, siempre con su inconfundible gorro blanco, también juega y hace algún guiño moderno, como con las croquetas de plátano y ciruela. Otro plato indispensable es el morcillo estofado. Entre los segundos, pollo de corral estofado con manzana confitada o la merluza a la Belarmino. El tono en toda la carta, como su propio nombre indica, es asturiano. Entre los postres es aclamado el flan de queso fresco y la mousse de chocolate con aceite de oliva virgen extra, pimienta y sal Maldon.

 

Al comedor, un pequeño salón de andar por casa, se accede por el chigre, con una surtida barra de vinos, champanes y cervezas, donde tienen un lugar destacado las de La Virgen, y con tres mesas a la entrada donde también se puede comer. A mediodía sirven un menú de bastante nivel por tan solo 12 euros. Precio medio:_40 euros.

 

Asturianos: calle Vallehermoso, 94.

Madrid. Teléfono: 915 335 947.

LOS ESPECIALISTAS

EL FUTURO QUE TENEMOS POR DELANTE

Una visión desde los mercados

José Luis Martínez Campuzano

Los más influyentes en la red en Perú

El Pulso de LatAm

d+i Llorente & Cuenca

Ver

Asociados
© ESTRUCTURA GRUPO DE ESTUDIOS ECONÓMICOS S.A.- Miguel Yuste, 42 - 28037 Madrid [España] - Tel. 91 538 61 00