sábado, 20 de diciembre de 2014

Está pasando

El Gobierno de Chávez dice que "no levantará nunca el control cambiario"

Los economistas advierten de que la devaluación de la moneda venezolana aumentará la inflación

  • Las consecuencias negativas afectarán tanto a la gente como a la banca pública y privada. El Banco Central de Venezuela anunció que procesará a 4,30 bolívares por dólar, las solicitudes de divisas hechas por empresarios antes del 15 de enero para pagar deudas a proveedores internacionales que superan los 2 millardos de dólares.

César Paradas Montesinos

14-02-2013 16:16

Temas relacionados:

Los economistas venezolanos opinan que la devaluación del bolívar, decretada el 8 de febrero pasado por el Gobierno de ese país, y que entró ayer en vigencia, aumentará la inflación y la escasez de productos de consumo básico, tales como alimentos y medicinas.

"Indudablemente aumentará la inflación y la escasez porque los productos que consumimos en el sector alimenticio se elaboran con muchos componentes importados. 70% de lo que se requiere para la alimentación de los venezolanos es importado, así que traerlos será más costoso con la devaluación de la moneda", sostuvo el economista Arnoldo Colombo.

A su juicio, la restricción en el otorgamiento de divisas por el control cambiario que acompaña la depreciación de la moneda, seguirá incidiendo sobre el avance de la economía. "Por los patrones restrictivos de la Comisión de Administración de Divisas para vender dólares a los ciudadanos, habrá menos divisas en la economía para poder hacer frente a las exigencias de la nación y como no se permite la entrada de capitales que generen un flujo de ingresos, será más difícil avanzar en la recuperación económica", criticó.

En defensa de la medida, el canciller de Venezuela, Elías Jaua, Aseveró que la nueva depreciación de la moneda es inminentemente necesaria para recuperar la economía del país, y subrayó que los únicos afectados por el aumento del precio del dólar, son los "burgueses importadores".

"Eran ellos quienes realmente se beneficiaban de los dólares baratos que ha otorgado Cadivi...Más nunca se levantará el control de cambio. Los dólares no son para que los burgueses importen lo que les dé la gana", sentenció.

Efectos positivos vs. negativos

Los economistas anuncian que el Gobierno venezolano experimentará próximamente una reducción de su déficit en términos reales y como porcentaje del producto interno bruto, al incrementarse la cantidad de bolívares por dólares estadounidenses que obtiene mediante la venta del petróleo: su principal fuente de ingresos.

En el país aumentará en bolívares el valor de la deuda pública en moneda extranjera, así como el porcentaje de la deuda pública sobre el PIB. La banca por su parte reflejará una reducción de la demanda de bonos del Estado denominados en bolívares y dólares, disminuirá la cartera de crédito, e incrementará la morosidad, como resultado del efecto contractivo de la devaluación y del recorte real del gasto fiscal deficitario.

El Banco Central de Venezuela tendrá un incremento en bolívares del valor de las reservas internacionales, lo cual hará posible registrar un porcentaje de las pérdidas por traspasos históricos de divisas al Fondo Nacional para el Desarrollo Endógeno, entidad con la que el Gobierno invierte los ingresos conseguidos con las exportaciones de crudo.

"Como este es el banco que tiene potestad de usar las divisas que entran al país, y el que puede otorgarlas, será el que se fortalezca con esa devaluación porque le entrará la misma cantidad de dólares pero por más bolívares. Se trata de una medida fiscal, porque el gobierno necesita recursos y es con la devaluación que los está obteniendo", precisó el economista Arnoldo Colombo.

Producción afectada

Aunque el Banco Central de Venezuela anunció que procesará a 4,30 bolívares por dólar, las solicitudes de divisas hechas por empresarios antes del 15 de enero para pagar a proveedores internacionales y avanzar en las importaciones de materia prima, y no con el aumento de 6,30 por dólar, tal como establece el reajuste del costo, la producción de alimentos en el campo podría afectarse directamente debido a que los agroproductores tienen restricciones para la compra de insumos.

Pedro Rivas, presidente de la Confederación de Asociaciones de Productores Agropecuarios de Venezuela, advirtió que tanto el BCV como Cadivi, le adeudan cerca de 113 millones de dólares a empresas importadoras de maquinarias agrícolas, productos agroquímicos y demás insumos necesarios para garantizar la producción de alimentos en la nación.

El economista Colombo, recordó que la producción de rubros como azúcar y café cayó a tal punto, que durante la última década los índices de exportación quedaron inferiores a los de las importaciones. "Antes de que este régimen acabara con el sector agrícola producíamos lo que necesitábamos y lo que no, así que podíamos exportar. En el año 2012 se importó más del 50% de azúcar y arroz que consumimos", dijo.

Situación similar atraviesa el sector salud, con el que la entrega de divisas pendientes asciende a 2 millardos de dólares, sólo para la adquisición de fármacos, porque para la comprar equipos médicos y quirúrgicos la deuda es de 215 millones de dólares, dejando en puerta un incremento de los precios por parte de las empresas.

Mientras los empresarios venezolanos esperan un sensible incremento de los costos de producción, y que la demanda de importaciones de bienes y servicios disminuya, la gente de a pie aguarda por una mayor inflación y escasez de productos, "cuando vayan a buscar los productos al mercado no habrá suficientes, y los que consigan, estarán mucho más caros que lo que ya están", resaltó Colombo.

LOS ESPECIALISTAS

¿SE ACUERDAN DE LOS TIEMPOS COMPLICADOS?

Una visión desde los mercados

José Luis Martínez Campuzano

Ver

Asociados
© ESTRUCTURA GRUPO DE ESTUDIOS ECONÓMICOS S.A.- Miguel Yuste, 42 - 28037 Madrid [España] - Tel. 91 538 61 00