lunes, 1 septiembre 2014

Está pasando

Las entidades venden productos a 13 o 25 meses para ofrecer intereses más atractivos

La banca maquilla sus depósitos para esquivar la norma Linde

  • Tras el coto del Banco de España a las rentabilidades de los depósitos, los bancos han optado por comercializar productos a 13 o 25 meses para dar intereses más atractivos sin saltarse la norma Linde. Popular, Bankia, Openbank o Uno-e son algunas de las entidades que cuentan con este tipo de ofertas.
Temas relacionados:

Hace unos meses, la guerra del pasivo ganaba fuerza a cada paso. El cierre de los mercados mayoristas y las necesidades de liquidez provocaron que los bancos lanzaran nuevas ofertas de depósitos con rentabilidades que engordaban hasta llegar al entorno del 5%. Sin embargo, a principios de año, el Banco de España decidió que las entidades no podían deteriorar sus márgenes con más guerras del pasivo, por lo que decidió inaugurar una nueva política de precios en los depósitos.

A partir de entonces, y aunque fuentes financieras aseguran que el organismo que dirige Luis María Linde no ha enviado escrito alguno a las entidades, las rentabilidades tienen que ser de un máximo del 1,75% para plazos con vencimiento inferior a un año, del 2,25% para los de entre uno y dos años y del 2,75% para los que superen los 24 meses. Todos los bancos, eso sí, tienen capacidad para pagar más allá de este límite por hasta el 15% de las renovaciones. Si exceden este porcentaje, el castigo será gradual sobre la ratio de capital del 9% obligatoria para todas las entidades.

Este coto a los tipos de interés ha complicado considerablemente la captación de clientes a través de los depósitos, por lo que las entidades han decidido buscar la manera de tensar al máximo la cuerda de la rentabilidad. De esta manera, han optado por comercializar este producto a plazos desconocidos hasta el momento, como 13 o 25 meses, con el fin de ofrecer tipos de interés ligeramente superiores sin saltarse los límites recomendados por el Banco de España.

Sin ir más lejos, ya son varias las entidades que cuentan con este tipo de ofertas en su catálogo de depósitos. Es el caso de Popular que, según confirman desde la propia entidad, vende un depósito a un plazo que varía entre los 13 o 14 meses con una rentabilidad del 2,25%. Su sucursal por internet, OficinaDirecta, también tiene un producto parecido. Comercializa un depósito a 25 meses que remunera un 2,75% a partir de 5.000 euros. Pese a todo, la entidad cuenta con una solvencia del 10,06% a diciembre de 2012 que en teoría le permitiría renovar su cartera de imposiciones a plazo fijo por encima de los límites.

Bankia cuenta con dos depósitos que le permiten esquivar la norma Linde. Su Depósito Fácil da un 2,25% a 13 meses (frente al 1,75% que ofrece a un año) y un 2,75% a 25 meses, mientras que su Depósito Más y Más 25 meses, que funciona como una cuenta remunerada mes a mes, renta un 2,75% y no tiene penalización por reembolso anticipado.

Bankinter, que a pesar de tener un core capital del 12,96% también ha decidido ajustar su catálogo de depósitos a las recomendaciones del Banco de España, vende su Depósito Smart a varios plazos. A 13 meses da un 2,25% y a 25 meses, un 2,75%. Asimismo, Banesto propone depósitos similares aunque las rentabilidades se van incrementando en función del capital invertido y de si es dinero nuevo procedente de clientes de la entidad. A través de internet ofrece el Depósito Banesto a 13 meses, que renta desde un 1,80% (para todos aquellos que sin ser clientes inviertan un mínimo de 10.000 euros) hasta un 2,25% (para los incrementos de dinero de aquellos clientes que aporten desde 60.000 euros), y el Depósito Banesto 25 meses, que remunera desde un 2,30% hasta un 2,75% en las mismas condiciones que el anterior.

Los grandes bancos, como Santander o BBVA, comercializan productos parecidos a través de Openbank y Uno-e, sus bancos online, mientras que Deutsche Bank propone su Depósito Solidez db a 13 meses al 2,25%.

Sin embargo, existen también entidades que se saltan los límites de Linde a pesar de ofrecer este tipo de plazos en sus productos. Es el caso de Caixa Geral, que desde el pasado 1 de febrero vende su Depósito Platino Plus a un plazo de 378 días con una rentabilidad del 3%. En el otro lado de la balanza están todas aquellas entidades que operan como sucursales en España y no están sujetas a las normas del Banco de España, como ING Direct o Banco Espírito Santo. La entidad portuguesa, que siempre se ha caracterizado por ofrecer los depósitos más rentables, ha decidido recortar el tipo de interés de sus productos hasta el 3,50% que renta su nuevo depósito a 12 meses. Tras esta reducción, Pedro Escudero, director general de Banco Espírito Santo en España, explica que quieren "acompañar los movimientos de mercado pero seguir estando en los primeros puestos en cuanto a rentabilidad". Además, añade que su estrategia consiste en ofrecer depósitos de alta remuneración para "captar nuevos clientes", a los que tacha de "bastante fieles", y recalca que se consideran "un banco ibérico" y quieren "crecer en España".

Los seguros de ahorro, una opción rentable

El coto del Banco de España a los depósitos tiene efectos colaterales. Y es que esta limitación está favoreciendo que otros productos ganen relevancia en el mercado español. Es el caso de los seguros de ahorro que, tal y como explica Optima Financial Planners, nacieron "para permitir que el sector asegurador pudiese competir con el bancario en su terreno". "Este tipo de instrumento ofrece rentabilidades superiores al 3,50% para productos con vencimiento a un año, con alguna ventaja añadida como la diversificación de riesgos que puede aportar y las ventajas operativas que acarrea, ya que no es necesario que nuestro dinero peregrine por diversas entidades bancarias en busca de la mejor rentabilidad", añade.

Sin ir más lejos, el vicepresidente de Mapfre, Esteban Tejera, no dudó al afirmar hace unos días que la venta de este tipo de productos empezará a proliferar más ahora. Y para muestra un botón. Popular ofrece un seguro de ahorro individual con capital garantizado y cancelable anticipadamente con el nombre Dinero Seguro Referenciado. El plazo son cinco años, el tipo de interés asciende al 3% (claramente superior a la rentabilidad de la mayoría de los depósitos) y tiene liquidez a partir del 1 de mayo de 2014. "Es adecuado para clientes con un perfil conservador que quieran invertir a medio plazo y que busquen una atractiva rentabilidad y garantía de capital", explica el banco.

LOS ESPECIALISTAS

¿Cómo afrontar septiembre en renta variable?

La ventana a los mercados

Cortal Consors

Sobre la intuición

De talentos y talantes

Antonio Pamos

UNA SEMANA ENFOCADA EN EL ECB

Una visión desde los mercados

José Luis Martínez Campuzano

Fiascos Van Rompuy

La UE, del revés

Bernardo de Miguel

Ver

Asociados
© ESTRUCTURA GRUPO DE ESTUDIOS ECONÓMICOS S.A.- Miguel Yuste, 42 - 28037 Madrid [España] - Tel. 91 538 61 00