miércoles, 26 de noviembre de 2014

Está pasando

La solución aún debe ser votada para que no se disparen los impuestos y se recorte el gasto

Estados Unidos llega a un preacuerdo para evitar caer en el 'precipicio fiscal'

  • La Casa Blanca y los representantes republicanos en el Congreso han llegado a un principio de acuerdo para evitar el llamado 'precipicio fiscal', según medios de comunicación estadounidenses.
Temas relacionados:

El presidente de EE UU, Barack Obama

REUTERS

Según la cadena de televisión CNN, que cita fuentes demócratas, el vicepresidente Joe Biden, que es también presidente del Senado, explicará el acuerdo a los senadores demócratas. El acuerdo debe ser votado por el Senado y la Cámara de Representantes, las dos cámaras que forman el Congreso de Estados Unidos.

De acuerdo con la fuente demócrata citada por los medios, el compromiso prevé la extensión de las rebajas impositivas aprobadas durante la presidencia de George W. Bush, para las familias con rentas anuales inferiores a los 450.000 dólares y aplazaría los recortes automáticos previstos en el presupuesto federal.

Eso sí, pese al preacuerdo, la solución para evitar la drástica subida de impuestos y el brusco recorte de gastos debe ser ratificado por la Cámara de Represntes, y aste no lo hará antes de que comience 2013 en Estados Unidos. Habrá por lo tanto al menos unas horas de 'precipicio' al otro lado del Atlántico.

El presidente, Barack Obama, en una comparecencia en la Casa Blanca, ha asegurado que demócratas y republicanos tenían el acuerdo "a la vista" pero advirtió de que "todavía no está hecho". El jefe de la minoría republicana en el Senado, Mitchell Mcconnell, coincidió en que ambas partes estaban "muy, muy cerca" y que se había alcanzado ya un acuerdo de principio sobre el capítulo de ingresos del "precipicio fiscal". El otro capítulo que sigue requiriendo negociación es el relacionado con los recortes automáticos del gasto público.

Aunque las negociaciones continúan, fuentes políticas en la Cámara de Representantes indicaron a los medios que la cámara baja, cuyo visto bueno es preceptivo para cualquier acuerdo general, no votará un compromiso eventual antes de que haya comenzado 2013 en EE UU.

El presidente de EE UU, Barack Obama, aumentaba la presión sobre el Congreso para que llegara a un acuerdo que evite una crisis fiscal. "Al parecer el Congreso está haciendo progresos hacia un acuerdo", dijo Obama en la Casa Blanca. "Hay progreso, hay un acuerdo a la vista, pero todavía no está hecho".

Si no se hace nada, la subida de impuestos combinada con el recorte de gastos pueden morder hasta 3,5 puntos porcentuales al PIB de EE UU, lo que abocaría a la primera economía mundial a una nueva recesión.

La expiración de las exenciones fiscales y los recortes automáticos del gasto fueron previstos por los propios legisladores como incentivo para que los dos partidos se pusieran de acuerdo, con tiempo, sobre un plan bipartidista de reducción del déficit público, compromiso que no han sido capaces de alcanzar hasta ahora.

Obama recordó que su preferencia hubiera sido "un acuerdo amplio", con todos sus elementos, pero criticó que los republicanos no hayan sido receptivos a ese gran objetivo.

El senador por Arizona y excandidato presidencial, John McCain, reaccionó negativamente a ese comentario y le recordó al presidente que, incluso si se llega a un acuerdo en el Senado, nada valdrá si no obtiene el apoyo de la Cámara baja, donde los republicanos tienen la mayoría.

Obama sugirió que demócratas y republicanos se encaminan a un acuerdo menor, que evitaría al menos la subida generalizada de impuestos a partir del martes.

"El evitar un incremento de impuestos para la clase media ha sido mi mayor prioridad", recordó a este respecto el presidente en uno de los auditorios de la Casa Blanca, rodeado por unas decenas de personas que la Casa Blanca describió como "de clase media". "Vamos a resolver este problema en varios pasos", añadió el presidente.

LOS ESPECIALISTAS

EL CASO DE JAPON ES DIFERENTE (ESPERO)

Una visión desde los mercados

José Luis Martínez Campuzano

Ver

Asociados
© ESTRUCTURA GRUPO DE ESTUDIOS ECONÓMICOS S.A.- Miguel Yuste, 42 - 28037 Madrid [España] - Tel. 91 538 61 00