jueves, 24 abril 2014

Está pasando

Sentencia a favor de los acreedores que no no aceptaron la quita

Un juez de EE UU condena a Argentina a pagar 1.000 millones a los fondos de alto riesgo

  • La Corte Federal de Nueva York ha dado la razón a los fondos de alto riesgo que no aceptaron la quita de los bonos argentinos tras la quiebra del país en 2011 y ha condenado a Argentina a pagar una multa de 1.330 millones de dólares, unos 1.000 millones de euros.

El juez federal de EE UU, Thomas Griesa, dictaminó ayer en una sentencia que el gobierno argentino pague una multa de 1.330 millones de dólares, unos 1.000 millones de euros, a los fondos de inversión que rechazaron la quita propuesta por el Ejecutivo argentino a sus bonos soberanos tras la quiebra del país en 2001.

La sentencia rechaza la petición del Gobierno argentino para mantener una orden previa que suspendía el pago de bonos soberanos a los fondos de inversión hasta que se resolviera un proceso ante un tribunal superior y asegura que los demandantes no deben ser pagados a plazo.

En la sentencia el juez se pronuncia categóricamente en contra de que los 1.330 millones de dólares sean pagados a plazo y rechaza los argumentos de los tenedores de bonos reestructurados que alegaron que, dado que ellos aceptaron una quita del 70%, el hecho de que ahora se les pague a estos fondos el 100% no puede ser considerado como "trato igualitario".

"Dificilmente se puede hablar de injusticia cuando se cuenta con normas legales que, por fin, suponen que Argentina debe pagar la deuda que tiene", señala el juez en su dictamen. "Tras diez años de litigios es un resultado justo", añadió.

Así, el juez ha indicado a Argentina que haga los primeros pagos en una cuenta de garantía para los tenedores de bonos impagados el 15 de diciembre, cuando el país tiene previsto cancelar 3.000 millones de dólares en intereses a los bonistas que participaron en las dos reestructuraciones de deuda anteriores.

En el caso de que el Gobierno argentino no abonara la cantidad adeudada a los inversores que rechazaron la reesctructuración, a los que el Ejecutivo de Fernández de Kirchner tacha de 'fondos buitre', no se le permitiría desembolsar los pagos a los acreedores que sí aceptaron la reestructuración, incrementando el riesgo de incurrir en una nueva suspensión de pagos del país.

Asimismo, la decisión del juez federal implica que el Banco New York Mellon y todas las demás instituciones que colaboran con Argentina en el pago de a los tenedores de bonos reestructurados podrán ser objeto de un juicio si no pagan también a los inversores que no aceptaron la quita de la deuda argentina.

LOS ESPECIALISTAS

TIEMPO DE REFLEXION...PASADO

Una visión desde los mercados

José Luis Martínez Campuzano

Ver

Asociados
© ESTRUCTURA GRUPO DE ESTUDIOS ECONÓMICOS S.A.- Miguel Yuste, 42 - 28037 Madrid [España] - Tel. 91 538 61 00