viernes, 24 octubre 2014

Está pasando

Tras recibir varias denuncias de aerolíneas

Bruselas expedienta a España por subir las tasas aeroportuarias

  • La Comisión Europea ha abierto hoy un expediente disciplinario contra España por el incremento de las tasas aeroportuarias que entró en vigor en julio de 2012.
Temas relacionados:

Bruselas investiga en particular las subidas adoptadas en los aeropuertos de Barajas (Madrid ) y de El Prat (Barcelona), donde las tasas por pasajero se han duplicado. El departamento de Siim Kallas, comisario europeo de Transportes, teme que esa escalada de los precios "disuada a algunas compañías de operar en esos aeropuertos".

El mismo departamento sospecha, además, que la reforma tarifaria se ha llevado a cabo sin consultar al sector, lo cual violaría la directiva europea que regula la fijación de tasas aeroportuarios. De paso, Bruselas aprovechará el expediente para verificar si España ha creado la autoridad de supervisión independiente que exige la misma directiva.

La investigación se ha puesto hoy en marcha con el envío de "una carta de emplazamiento", primer paso de un expediente que puede terminar ante el Tribunal de Justicia Europeo si el Gobierno español no convence a la Comisión.

Denuncias

Fuentes de la Comisión aseguraron hoy que la investigación se ha puesto en marcha tras recibir varias denuncias de compañías aéreas y de patronales, tanto del sector aéreo como del sector de viajes organizados (mayoristas). Esas quejas acusan a las autoridades españolas de haber subido unilateralmente unas tarifas que, en principio, deben cubrir solo el coste soportado por el aeropuerto en su provisión de servicios al pasajero. El sector reconoce que los incrementos han sido bastante moderados en los aeropuertos españoles menos transitados, pero acusan la duplicación de las tasas en los aeropuertos de las dos capitales españolas más importantes.

Ryanair

La subida de las tasas aeroportuarias fue incluida en los Presupuestos Generales del Estado para 2012. Y tras su entrada en vigor, el 1 de julio, Ryanair fue una de las primeras compañías en protestar, aunque otras también anunciaron que intentarían frenar la medida a nivel nacional e internacional.

El gestor de los aeropuertos, Aena, aseguró entonces que la subida máxima sería de 5,5 euros por trayecto en Madrid-Barajas y Barcelona-El Prat. Esos dos aeropuertos acumulan la mitad de las pérdidas de Aena, como consecuencia de las inversiones en las términales T-4 y T-1, respectivamente. En los aeropuertos canarios, que figuran entre los principales destinos turísticos, el incremento, según AENA, ha sido de 1,6 euros por trayecto.

LOS ESPECIALISTAS

¡BEACON! Tecnología de corto alcance para móviles

Tu ADN Digital

Luis Ferrándiz, Eduardo Vázquez y Nacho Prada

Rajoy no sueña con Europa

La UE, del revés

Bernardo de Miguel

¿LES GUSTA EL ORO?

Una visión desde los mercados

José Luis Martínez Campuzano

Ver

Asociados
© ESTRUCTURA GRUPO DE ESTUDIOS ECONÓMICOS S.A.- Miguel Yuste, 42 - 28037 Madrid [España] - Tel. 91 538 61 00