domingo, 23 de noviembre de 2014

Está pasando

Rajoy dice que España crecerá a finales de 2013 e invita a los países a invertir

Recetas latinoamericanas para salir de la crisis

  • La Cumbre Iberoamericana de Cádiz, ha supuesto la escenificación de la buena disposición de los países, instituciones y empresas latinoamericanas a contribuir a que Europa recupere la senda del crecimiento. Rajoy ha señalado el "final de 2013" como la fecha de cambio de tendencia y ha invitado a los inversores de la región a que entren en España donde serán "acogidos con los brazos abiertos".
Temas relacionados:

Foto de familia de los asistentes a la XXII Cumbre Iberoamericana de Jefes de Estado. En el centro, el rey don Juan Carlos y el presidente del Gobierno español, Mariano Rajoy

REUTERS

América Latina, inmersa en un momento de pujanza económica, ha aportado sus recetas, no siempre coincidentes, sobre el camino que debería seguir Europa para superar la actual situación. Los líderes latinoamericanos han tendido la mano a la Unión Europea ya que, aseguran, cualquier atisbo de mejora pasa por la cooperación internacional, tal y como lo han expresado durante la XXII Cumbre Iberoamericana que se ha celebrado en Cádiz este fin de semana.

Tanto el rey don Juan Carlos como Mariano Rajoy han invitado a los países, instituciones y empresas de Latinoamérica a que colaborar con la zona euro en la tarea de salir de la crisis. "La Comunidad Iberoamericana es una firme realidad" y ahora "debemos mirar con nuevos ojos lo mucho que hemos recorrido y lo mucho también que nos queda todavía por hacer", dijo el rey Juan Carlos en su discurso de la ceremonia de clausura de la Cumbre.

Rajoy, por su parte, ha señalado que, actualmente, América Latina posee una posición de partida ventajosa en el actual contexto económico. Una situación que, ha dicho, que se ha ganado por sus propios medios "con esfuerzo y con paciencia, combinando la necesaria austeridad y políticas propias de crecimiento económico y cohesión social". Según Rajoy, la recuperación económica empezará en España "a partir de la parte final" del 2013 y se podría adelantar si el país resolviese sus actuales problemas de "financiación a unos precios razonables".

Los 15 jefes de Estado o Gobierno que asistieron a esta Cumbre (han estado ausentes siete presidentes de los 22 que componen la Comunidad Iberoamericana de Naciones) y los altos representantes del resto de los países han hecho mención en mayor o menor medida a la actual coyuntura económica y han aportado sus recetas, no siempre coincidentes. Estas son algunas de las propuestas:

1. La presidenta de Brasil, Dilma Rousseff, ha apoyado las tesis que España defiende en la UE, en el sentido de que es necesario combinar políticas de estímulo del crecimiento con las medidas para corregir los déficit excesivos, y ha criticado que la austeridad a ultranza no basta para salir de la crisis. Ha señalado que la confianza en la economía de un país "no se construye solamente con los sacrificios" de sus ciudadanos y que la austeridad tiene "sus límites". "Brasil viene defendiendo, no solo en el G20, que la consolidación fiscal exagerada y simultánea en todos los países no es la mejor respuesta a la crisis mundial, y puede incluso agravarla llevando a una mayor recesión", ha señalado.

2. Por su parte, el ecuatoriano, Rafael Correa, atacó el "neoliberalismo", al considerar que "sus recetas" no sirven para salir de la actual crisis en la que está sumido el mundo occidental.

3. El presidente chileno, Sebastián Piñera, aplaudió que Europa está "tomando las medidas que tiene que tomar" y pidió a sus colegas latinoamericanos que se aparten de proteccionismos y promuevan acuerdos comerciales. De todos ellos, llamó a desbloquear las negociaciones entre la UE y Mercosur, informa Servimedia.

4. El vicepresidente argentino, Amado Boudou, quien representó a su país en esta Cumbre, rechazó la aplicación de "fórmulas del pasado" que están "en desuso", como el ajuste fiscal y la austeridad. Según dijo, estas fórmulas económicamente perjudican el crecimiento y socialmente son insostenibles. Denunció la actuación de los "fondos buitres" al amparo de "las guaridas fiscales", en las que se esconde "una tercera parte de la riqueza financiera mundial".

5. El colombiano, Juan Manuel Santos, sugirió fortalecer internamente a los países e impulsar el principio de equidad en la construcción de la sociedades. Además, mencionó las grandes reservas de divisas que ha almacenado América Latina, por lo que auguró que ésta es la década de América Latina.

6. El presidente saliente de México, Felipe Calderón, ha puesto sobre la mesa dos temas controvertidos relacionados con la crisis: el cambio climático y las remesas que pasan de Europa y EE UU a las redes narcotraficantes de su país.

7. El canciller cubano, Bruno Rodríguez, advirtió de que el estado de bienestar, del que se enorgullecía Europa, "parece en peligro de extinción" y la supervivencia del euro, "que fue motivo de esperanza, está amenazada".

8. Mientras, el presidente de Perú, Ollanta Humala, alertó a América Latina de que no debe "sobreestimar su fortalecimiento económico" porque aún es la región con mas desigualdades.

9. Desde Costa Rica, Laura Chinchilla, defendió la apertura de las economías latinoamericanas al libre mercado.

10. El jefe de Estado portugués, Aníbal Cavaco Silva, elogió por su parte a Latinoamérica como "uno de los principales motores de la economía mundial" y estimó que la colaboración iberoamericana es "una inversión de futuro".

Por su parte, el presidente de la Comisión Europea, José Manuel Durao Barroso, destacó que pese a la coyuntura económica menos favorable que atraviesa Europa, "la Unión Europea sigue siendo la economía mas grande".

Latinoamérica, mensaje de esperanza

Rajoy ha considerado que si América Latina es una oportunidad para Europa, la UE también lo es para esa región, ante lo que ha invitado a sus empresas a que aumenten su presencia en España y en todo el continente europeo. Ha estimado que la experiencia latinoamericana "es un relato positivo y constituye un mensaje de esperanza".

"La inversión latinoamericana es acogida con los brazos abiertos", ha señalado el presidente del Gobierno, quien ha recordado que España y la UE cuentan con un marco de seguridad jurídica que ha dicho que todos coinciden en que ha de ser "un valor compartido y respetado en ambas regiones".

Para el jefe del Ejecutivo, "la inversión es crecimiento y empleo, la seguridad jurídica es su nutriente, y el incremento de la renta es su fruto".

En ese sentido, ha considerado que "esta ecuación es la palanca para mejorar el bienestar de los ciudadanos y fortalecer la cohesión social".

Rajoy, que en esas alusiones no ha hecho en ningún momento referencia expresa a contenciosos como el que existe con Argentina por la expropiación de la petrolera YPF, ha señalado que la UE es el mayor mercado único del mundo y supone el mejor potencial para sus exportaciones.

Tras destacar los resultados de los diversos acuerdos entre la UE y los países latinoamericanos, Rajoy ha dicho: "Estamos más abiertos que nunca a América Latina".

La Declaración de Cádiz

Los Jefes de Estado y de Gobierno de los países iberoamericanos reunidos en Cádiz han lanzado asimismo una relación "renovada" de cooperación que centrarán a partir de ahora en favorecer el "desarrollo economico al servicio de la ciudadanía", según la 'Declaración de Cádiz' que han suscrito al término del encuentro.

También se han comprometido a desarrollar las infraestructuras en ámbitos como el transporte, las telecomunicaciones, la energía y el uso y gestión sostenible del agua, sectores en los que las empresas españolas son líderes mundiales; pero también a facilitar la implantación de las pymes a lo largo del espacio iberoamericano y a impulsar "la creación de trabajo decente".

En la Declaración de Cádiz, los líderes iberoamericanos se comprometen a "fortalecer reglas claras, estables y previsibles que ayuden a promover las inversiones productivas nacionales y extranjeras, de acuerdo con las leyes de cada país" al tiempo que reconocen el "derecho soberano sobre sus recursos naturales, con base en su respectiva legislación nacional, con pleno apego a los instrumentos del derecho internacional de los que cada estado forma parte".

También se comprometen a "impulsar políticas que favorezcan el comercio internacional" como la negociación de acuerdos comerciales y de desarrollo "orientados a evitar el proteccionismo".

Los líderes han respaldado además la creación por parte de más de medio centenar de organizaciones empresariales y colegios de abogados de un Centro iberoamericano de arbitraje para usar la mediación como vía para la resolución de diferendos entre empresas en lugar de los juzgados.

Aunque la declaración no lo recoge, el Gobierno español ha asegurado, por boca de su ministro de Exteriores, que los países iberoamericanos han respaldado la candidatura presentada por nuestro país para ingresar como miembro no permanente en el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas en el bienio 2015-2016.

LOS ESPECIALISTAS

Social Media en la PYME.

USS Enterprise

Carlos Rosales

Cuando Iberia perdió el vuelo

Idearium

ESADE Business & Law School

Ver

Asociados
© ESTRUCTURA GRUPO DE ESTUDIOS ECONÓMICOS S.A.- Miguel Yuste, 42 - 28037 Madrid [España] - Tel. 91 538 61 00