viernes, 28 de noviembre de 2014

Está pasando

Hacienda puede volver a investigar a los operadores online

España, Francia e Italia preparan un mercado común de apuestas

  • El regulador del juego en España está dando los primeros pasos para crear un mercado común de apuestas online con Francia e Italia. Hasta entonces, le preocupa cómo bloquear las apuestas ilegales y evitar las irregularidades por parte de los operadores con licencia.

C. G. Bolinches

09-06-2012 07:00

Temas relacionados:

España, Francia e Italia preparan un mercado común de apuestas

Hace menos de una semana que echaron a andar, legalmente, las apuestas online en España, pero ya se está pensando en el siguiente paso, que será "el embrión de un futuro mercado único de apuestas", adelanta el director general de Ordenación del Juego, Enrique Alejo. "Estamos trabajando en un acuerdo de liquidez internacional que permita a los jugadores españoles jugar en otras jurisdicciones que nos den confianza". Es decir, "que puedan apostar contra italianos o franceses".

Este acuerdo, sobre el que ya trabajan los reguladores de los tres países, permitiría la "transferencia legal de fondos". "No estaría Alemania, que aún prohíbe por completo el juego online, y es pronto para que se incorpore Reino Unido, el mercado más grande, pero sí podría hacerlo a medio plazo".

En cuanto al recién inaugurado mercado español de apuestas online, Alejo reconoce que el regulador tiene elaborado "un listado de 70 páginas web ilegales". "Vamos a pasárselo a los operadores de telecomunicaciones para que las bloqueen". El regulador ya ha instado a algunos operadores a que dejen de actuar, pero asume sus limitaciones. "Difícilmente se puede instar a que deje de operar una web que no sabes desde dónde actúa". "Es imposible restringir el 100% del mercado ilegal, en el mundo hay más de 2.000 operadores irregulares y no podemos bloquear todos", asume.

Hasta el viernes 15, no entrará en vigor el régimen sancionador, para evitar las irregularidades entre quienes tengan licencia. Y algún operador puede encontrarse con sorpresas inesperadas. "Estamos investigando seriamente si, en estos momentos iniciales, se cumplen la normativa y nuestras notas informativas". El problema, que algunos operadores con licencia asumen, ha sido el trasvase de datos personales de jugadores y de fondos desde las páginas web .com (ahora ilegales) a las terminadas en .es, las únicas válidas. "No se podía ni trasvasar fondos ni registros de usuarios y parece que hay casos en los que no se está haciendo bien, pero hay que ver si es por problemas técnicos o por mala fe del operador, y en eso estamos trabajando", adelanta Alejo.

Algunos de los operadores que han conseguido licencia han tenido que pagar cuantiosas sumas a la Agencia Tributaria -en conjunto, alrededor de 100 millones- para ponerse al día en los impuestos que no han pagado mientras operaban sin licencia. El responsable del regulador del juego recuerda que "los operadores han presentado una liquidación voluntaria y todos los que tienen licencia están al corriente con Hacienda". "Eso no quiere decir que la Agencia Tributaria no haga nuevas investigaciones y llegue a conclusiones distintas, en cuyo caso nos informarían", explica.

En esta primera semana de vida de las apuestas también han sido significativas las críticas de los jugadores por una fiscalidad que consideran excesiva. No en vano, han puesto en marcha una huelga de apuestas, evitando los portales españoles. "Sí, nos han llegado. Lógicamente, hemos dado traslado a la Dirección General de Tributos para que las resuelva. La preocupación de los jugadores es que no saben muy bien cómo tributar por renta las ganancias de sus apuestas, si tienen que tributar cada vez que retiran fondos o por las ganancias, las hayan retirado o no. Lo que está claro es que no pueden descontar las pérdidas", recalca Alejo.

LOS ESPECIALISTAS

¿REBAJANDO EXPECTATIVAS MACRO EN CHINA?

Una visión desde los mercados

José Luis Martínez Campuzano

Ver

Asociados
© ESTRUCTURA GRUPO DE ESTUDIOS ECONÓMICOS S.A.- Miguel Yuste, 42 - 28037 Madrid [España] - Tel. 91 538 61 00