jueves, 23 octubre 2014

Está pasando

El consejo pedirá hoy 15.000 millones al Estado

La CNMV suspende la cotización de Bankia ante la reunión de su consejo

  • La CNMV informó escasos minutos antes de que comenzase la sesión bursátil del Ibex su decisión de suspender cautelarmente la cotización de Bankia y las de las emisiones de deuda de BFA a petición de la propia entidad, argumentando su clásico "por concurrir circunstancias que pudieran perturbar el normal desarrollo de las operaciones". La entidad celebra hoy su consejo, en el que previsiblemente pedirá ayudas que ascenderán a 15.000 millones.

Ana Perona / Guillermo S. Vega

25-05-2012 08:59

Fachada de una sucursal de Bankia.

BLOOMBERG

La CNMV anunció apenas siete minutos antes de que comenzase la sesión bursátil su decisión de suspender la cotización de Bankia y de su matriz, BFA, ambos controlados por el Estado español la entidad celebra hoy a las 16.30 la reunión de su consejo de administración de Bankia en la que previsiblemente aprobará el plan de saneamiento de la entidad que, según fuentes financieras, incluirá la petición de ayudas públicas por un importe que rondará los 15.000 millones de euros o incluso será superior.

Esta es la primera vez que el Gobierno suspende la cotización de a cuarta entidad financiera española desde su nacionalización. Y se ha producido porque la propia entidad la ha solicitado "a la vista de la falta de concreción en las cifras hasta que el Consejo haya adoptado el acuerdo definitivo".

El valor ha encadenado una racha de 14 retrocesos en Bolsa en las últimas 15 sesiones, lo que ha provocado que sus títulos hayan pasado de valer 2,464 euros a 1,57 al cierre de ayer (perdió el 7,43% en el día). Es decir, el 36,3% menos. Desde la salida de Rodrigo Rato de la presidencia, la entidad ha perdido un 33,9% de su capitalización. El 20 de julio de 2011 la acción comenzó su andadura en Bolsa con un precio de 3,75 euros.

BANKIA 1,397 -0,428%

Ayudas

Aunque el Gobierno no quiso desvelar la cuantía total a la que ascenderán las ayudas públicas destinadas a Bankia, de Guindos sí dio algunas pistas al afirmar que el saneamiento requerirá, como mínimo, 9.000 millones de euros. Esta cifra es el resultado de la suma de los 7.100 millones de euros pendientes por las provisiones exigidas en los dos reales decretos aprobados por el Ejecutivo y otros 1.900 millones de déficit de capital.

Fuentes financieras, no obstante, afirman que la factura total rondará al final los 15.000 millones de euros, ya que a los 9.000 millones de saneamientos extra habrá que sumar el déficit patrimonial detectado en la auditoría realizada a Bankia por Deloitte, que se estima en más de 3.000 millones.

Además, se incluirá otra cantidad adicional que el actual presidente de la entidad, José Ignacio Goirigolzarri, quiere reservarse como colchón por otros 3.000 millones de euros, en previsión del test de estrés y las valoraciones pendientes del sector. En total, por tanto, unos 15.000 millones de euros. No obstante, estas mismas fuentes aseguran que no se puede descartar que la cifra final sea superior.

Al margen de la cantidad, de Guindos explicó que la inyección de fondos en la entidad, nacionalizada el pasado día 9, se llevará a cabo a través del Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB). Hasta ahora, el Estado ya ha comprometido otros 4.465 millones de euros para Banco Financiero de Ahorros (BFA), la matriz de Bankia, a través de la conversión en acciones de las participaciones preferentes que suscribió el FROB en la primera ronda de ayudas públicas al sector financiero español.

En este sentido, de Guindos quiso dejar claro el miércoles que "el Estado va a ser el dueño de todo, tanto de Bankia como de BFA". Sobre el futuro de la entidad insistió en que la intención es permanecer durante un tiempo en su capital para después venderla, aunque en ningún momento quiso detallar la duración de la permanencia del Estado.

Cambios en el consejo

El Gobierno también avanzó el pasado miércoles que impondrá que Bankia reduzca sus órganos de gobierno, tanto el consejo de administración de Bankia y BFA como de sus asambleas. Además, se llevará a cabo una profesionalización de estos, ya que ahora muchos de los actuales consejeros aún tienen un perfil político.

De momento, ayer el vicepresidente de la CEOE, presidente de CEIM y consejero de BFA-Bankia, Arturo Fernández, anunció que ha puesto su cargo en la entidad financiera a disposición del nuevo presidente, José Ignacio Goirigolzarri.

Ordóñez, dispuesto a explicarse en el Congreso

Guerra abierta en el terreno político y en esta ocasión la moneda de cambio es el Banco de España, cuya credibilidad se ha visto mermada en las últimas semanas por los duros ataques lanzados desde el Gobierno a la gestión del actual gobernador. Ayer, el líder de la oposición, Alfredo Pérez Rubalcaba, revelaba en una entrevista en RNE que el gobernador del Banco de España, Miguel Ángel Fernández Ordóñez, solicitó por carta su comparecencia en el Congreso para explicar la situación del sistema financiero español.

En esta misiva, enviada el pasado día 18 a la presidenta de la Comisión de Economía y Competitividad, Elvira Rodríguez, Ordóñez señala que "las recientes tensiones a las que se enfrenta el sistema financiero español han provocado la lógica preocupación de la opinión pública sobre la situación y perspectivas de nuestras entidades de crédito en el contexto de la crisis de confianza que afecta con carácter general a la zona del euro y, dentro de esta, a nuestro país".

Añade que "el Banco de España considera que la transparencia es un requisito esencial en la labor de cualquier supervisor" y, siguiendo la línea que ha mantenido durante el proceso de reestructuración financiera actual, está dispuesto a comparecer ante la Comisión "si así se considera oportuno, a fin de informar en mi condición de Gobernador del Banco de España".

Será el próximo martes cuando la Mesa del Congreso decida sobre este asunto.

Esta carta se hace pública después de que Partido Popular rechazara su intervención, solicitada por algunos partidos políticos como Izquierda Unida, ICV y CHA, para explicar qué ha ocurrido para que Bankia termine por ser nacionalizada.

Diferentes miembros del Ejecutivo de Mariano Rajoy, incluido Luis de Guindos, han cuestionado las decisiones de Ordóñez para reflotar el sistema financiero.

Las cifras

9.000 millones de euros es la cifra total entre las provisiones y el déficit de capital que la entidad tiene pendiente de cubrir tras los dos reales decretos.

3.000 millones o incluso más es el agujero que ha detectado la auditoría de las cuentas llevada a cabo por Deloitte.

3.000 millones es el colchón adicional del que quiere disponer el nuevo presidente de la entidad.

LOS ESPECIALISTAS

UNION BANCARIA

Una visión desde los mercados

José Luis Martínez Campuzano

La amenaza del ébola y la innovación de proceso

Convertir la novedad en valor

Francisco González Bree

Ver

Asociados
© ESTRUCTURA GRUPO DE ESTUDIOS ECONÓMICOS S.A.- Miguel Yuste, 42 - 28037 Madrid [España] - Tel. 91 538 61 00