viernes, 25 abril 2014

Está pasando

España pierde 374.300 ocupados y suma ya 5,6 millones de parados

El 90% del empleo destruido en el inicio de 2012 fue en el sector privado

  • La destrucción de empleo se aceleró entre enero y marzo con el recorte de 374.300 puestos de trabajo. Con ello España suma 5,6 millones de parados (el 24,4% de los activos). Nueve de cada diez de empleos destruidos eran del sector privado; el público perdió 32.000 efectivos, lo que indica que este sector aún no ha iniciado la destrucción masiva de empleo esperada por los ajustes presupuestarios.
Temas relacionados:

Los nubarrones que cubrían el viernes la mayor parte del cielo español tuvieron su reflejo en las demoledoras cifras del empleo de la encuesta de población activa (EPA) hechas públicas a primera hora del día. Solo entre enero y marzo se destruyeron 374.300 puestos de trabajo, lo que eleva el número total de desempleados a 5.639.500 y la tasa de paro sube al 24,4%, incluso más que las últimas y negras previsiones del Banco de España.

Estos datos suponen que en este primer trimestre ya se han destruido seis de cada diez empleos que el Gobierno preveía que se perderían en todo el año (630.000). Además, el ritmo anual de destrucción de la ocupación se acelera al 4%, con 718.500 empleos menos en comparación con el primer trimestre de 2011. De esta forma, ahora se destruye el triple de empleo que hace un año; si bien esta cifra queda lejos de la registrada a mediados de 2009, en los peores momentos de la crisis, cuando se perdían 1,4 millones de puestos de trabajo en términos interanuales.

Este fuerte recorte de la ocupación se centró prácticamente en su totalidad en el sector privado, al que pertenecían el 93% de los que perdieron su puesto. El sector público perdió 32.000 asalariados frente a los 386.000 de la empresa privada. Esto indica que el sector público aún no ha iniciado el recorte de ocupación que se espera por el efecto de los recortes presupuestarios.

El nuevo parado es un varón con menos de 34 años y contrato temporal

La entrada en recesión de la economía española ha acelerado la destrucción de empleo que empezó a intensificarse a mediados del pasado año. Así, si siete de cada diez puestos de trabajo que desaparecieron el pasado año eran de carácter indefinido, en este primer trimestre los recortes han vuelto a cebarse en los contratos temporales, con una caída de 279.600 frente a una destrucción de 138.400 fijos. Esto ocurrió a pesar de que la reforma laboral -que entró en vigor el 12 de febrero- facilita y abarata el despido de los indefinidos y propicia medidas de flexibilidad interna alternativas a la extinción de los contratos. Así, los empresarios han vuelto a optar por lo más sencillo y barato: no renovar a los temporales.

El perfil completo del nuevo parado es, además de temporal del sector privado, varón y tiene entre 20 y 34 años; ya que entre enero y marzo hubo 278.300 hombres que perdieron su puesto de trabajo y 96.000 mujeres. Y el 70% eran jóvenes comprendidos en las edades citadas. La mitad del empleo destruido fue del sector servicios, que acusó el fin de las rebajas, los ajustes presupuestarios y no se vio compensado con la campaña de Semana Santa.

En todo este negro escenario se vislumbran dos datos positivos, que indican por dónde está empezando a respirar el mercado. Así, como ya ocurrió el trimestre pasado, en este inicio de 2012 se creó empleo a tiempo parcial (47.500 empleos, prácticamente todos ocupados por mujeres).

Asimismo, tal y como avanzaron los últimos datos de afiliación a la Seguridad Social, también se registraron nuevos trabajadores por cuenta propia. En concreto, hubo 46.300 más, lo que sitúa a este colectivo al borde de empezar a crear empleo neto en términos interanuales, volviendo a recuperar la cota de los tres millones de emprendedores. La mayoría de estos nuevos trabajadores fueron autónomos sin asalariados (38.200).

En Andalucía el 33% está desempleado

La tasa de paro por comunidades volvió a reflejar grandes disparidades regionales. Así, Andalucía volvió a ser la región con mayor porcentaje de parados: uno de cada tres activos (el 33,1%) no tiene empleo. Además, superan el 30% de paro Canarias (32,2%) y Extremadura (32%). En el lado positivo está el País Vasco, con un desempleo del 13,5%. Y Madrid, la única región que creó empleo en el primer trimestre (15.900 puestos).

La disposición a trabajar no crece

Los activos se definen como la población entre 16 y 64 años que está "en disposición de trabajar"; así, o tiene empleo o está parado, pero le gustaría estar ocupado. Tras los primeros aumentos de la tasa de actividad como primer efecto del paro en las familias y algún descenso por el desánimo de la situación, ahora en el primer trimestre el número de activos se ha congelado en el trimestre y en el año. Hay 23 millones.

Las familias en paro suben un 25%

El número de hogares donde todos sus miembros están desempleados siguió aumentando notablemente entre enero y marzo. Así, ya existen 1,7 millones de familias donde todos están en paro, un 25% más que hace un año. En paralelo, las familias con todos empleados descendieron en 251.300 solo en el primer trimestre. Al tiempo, la tasa de paro de los hijos fue la que más creció (2,4 puntos), hasta alcanzar el 40%.

La tasa de paro se dispara al 37%

El pasado año la tasa de paro de la población extranjera escaló cuatro puntos, hasta el 35%. En el primer trimestre de 2012 ese porcentaje aumentó dos puntos más, hasta el 37%, lo que indica que existen 1,3 millones de extranjeros sin empleo de los 3,5 millones de activos que recoge la EPA. Así, el porcentaje de extranjeros activos en paro es 15 puntos superior a la tasa de paro de los españoles (22,2% hasta marzo).

LOS ESPECIALISTAS

TIEMPO DE REFLEXION...PASADO

Una visión desde los mercados

José Luis Martínez Campuzano

Ver

Asociados
© ESTRUCTURA GRUPO DE ESTUDIOS ECONÓMICOS S.A.- Miguel Yuste, 42 - 28037 Madrid [España] - Tel. 91 538 61 00