viernes, 31 octubre 2014

Está pasando

Presupuestos 2012

Intereses multimillonarios para afrontar la deuda

  • El endeudamiento se disparará este año hasta rozar el 80% del PIB por el déficit y la contracción económica
Temas relacionados:

La deuda pública española respecto al Producto Interior Bruto (PIB) continuará subiendo. La ratio prevista para 2012 alcanzará el 79,8%, frente al 68,5% de finales del año pasado. Hay dos factores que explican esta evolución: la deuda en circulación seguirá creciendo y, además, el PIB se contraerá un 1,7%, según los cálculos del Gobierno.

La ratio de la Administración central subirá del 52,1% al 60%, de forma que el resto del aumento corresponderá a comunidades autónomas y ayuntamientos.

Según los Presupuestos, la deuda en circulación del Reino de España se situará en 628.900 millones de euros, cuando a cierre de 2011 el importe ascendía a 592.100 millones. En términos netos, la deuda aumentará, por tanto, en unos 36.800 millones. Sin embargo, las emisiones totales del Tesoro serán de 186.100 millones, ya que han de cubrirse las necesidades de financiación y también refinanciar los vencimientos de deuda para el presente ejercicio (149.300 millones).

Coste al alza

Pagar los intereses de la deuda implicará un desembolso de 28.848 millones, debido al repunte del coste de refinanciación -la deuda emitida para afrontar los vencimientos es cada vez más cara- y al incremento de la deuda en circulación. Así, el peso de los intereses sobre el PIB volverá a aumentar en el presente ejercicio, hasta situarse en el 2,71% del PIB en términos de caja (2,75% en contabilidad nacional). En 2011, el pago de intereses se situó en torno a los 27.000 millones de euros y en 2010, en 20.000 millones.

El coste de financiación se ha disparado en los últimos años. El bono español a 10 años ha pasado de un 3,7% de rentabilidad a finales de 2006 hasta el 5,3% actual, y en el peor momento de la crisis de la deuda de la zona euro -en noviembre del año pasado- alcanzó el 6,7%. Sin embargo, el Gobierno explica que, si bien el repunte de las rentabilidades en el mercado secundario ha supuesto un aumento en los costes de emisión, el coste medio de la deuda en circulación ha subido en menor medida: 3,53% en 2009, 3,69% en 2010 y 4,07% en 2011.

Las emisiones a corto y medio plazo serán la prioridad

Todas las emisiones que realizará el Tesoro serán de letras (entre tres y 18 meses), bonos (entre tres y cinco años) y obligaciones (entre 10 y 30 años). Sin embargo, este año se dará prioridad a las emisiones a corto y medio plazo, de manera que la vida media de la cartera de deuda descenderá ligeramente respecto a 2011, cuando se situó en el entorno de los 6,7 años. Así, se espera que, a cierre del año, baje hasta un intervalo situado entre los 6,20 y los 6,40 años, ante la menor emisión de obligaciones en los plazos más largos (15 y 30 años).

LOS ESPECIALISTAS

HOY EN JAPON

Una visión desde los mercados

José Luis Martínez Campuzano

"Pensamiento dinámico" y trabajo en equipo, claves de un buen análisis

Inteligencia competitiva

Cátedra de Servicios de Inteligencia y Sistemas Democráticos

Mentalidad empresarial ganadora

Gestiona para ganar

Luis Soler

¿Cuál es el momentum de las bolsas?

La ventana a los mercados

Cortal Consors

Ver

Asociados
© ESTRUCTURA GRUPO DE ESTUDIOS ECONÓMICOS S.A.- Miguel Yuste, 42 - 28037 Madrid [España] - Tel. 91 538 61 00