sábado, 20 de diciembre de 2014

Está pasando

La nueva orden de Industria supondría un alza de los peajes del 35%

El aumento de la tarifa eléctrica que impone el Supremo supera el 17%

  • La refacturación de los peajes eléctricos que impone el Supremo a Industria con efectos del 1 de enero y afecta a los 29 millones de consumidores supone, según cálculos de las eléctricas, una subida de los mismos de hasta el 35%. Para los clientes con tarifa de último recurso, en la que los peajes suponen la mitad, sería de más de un 17%.
Temas relacionados:

Instalaciones de transporte eléctrico.

BLOOMBERG

Las medidas cautelares que el Tribunal Supremo ha aceptado a petición de Iberdrola y Endesa (Gas Natural Fenosa está pendiente de las suyas) en el contexto de los recursos que respectivamente presentaron en febrero contra la orden ministerial de los peajes de acceso del primer trimestre, han caído como una losa en el Ministerio de Industria. El departamento que dirige José Manuel Soria está haciendo sus cuentas para aplicar el fallo del alto tribunal que, según calculan las empresas, supondrá una subida retroactiva de los peajes de hasta el 35%. Los peajes son la parte regulada de la factura de la luz (la otra parte es el coste de la electricidad) y supone aproximadamente un 50% de la factura final, la subida para los consumidores domésticos sería de más del 17%, teniendo en cuenta ese cálculo.

Según el auto sobre las cautelares de Endesa, que adelantó ayer CincoDías, el ministerio debe aprobar, previo informe de la Comisión Nacional de Energía (CNE), una nueva orden ministerial en la que incluya de forma adecuada los costes que establece la ley (al menos, un desfase de 904 millones de euros y la parte correspondiente del extradéficit previsto para este año). Aun con todo, el porcentaje es solo una estimación de las empresas, que han solicitado al Supremo una aclaración respecto a las partidas a incluir en la nueva orden ministerial. Los peajes son la parte regulada de la factura de la luz, que pondera sobre el total aproximadamente un 50%.

Para una de las eléctricas denunciantes, se trata de un auto "novedoso" y para su aplicación "será necesario legislar". En cualquier caso, las cautelares ni son recurribles ni el Ministerio de Industria puede eludirlas. Según fuentes oficiales, un equipo formado por técnicos de la Secretaría de Estado de Energía y abogados del Estado esta estudiando en detalle el auto del Supremo para analizar su contenido de cara a resolver el asunto.

El auto llega en el peor momento para el ministro Soria, que preparaba una subida moderada para el segundo trimestre del año. Ahora tiene dos opciones: o volver a revisar los peajes en abril (las revisiones trimestrales son voluntarias, pero, de aprobarse, deben recoger todos los costes) o limitarse a la revisión extra de enero que le exige el Supremo. Aun con todo, el precio de la energía de la factura eléctrica del próximo trimestre, que se determinará en la subasta Cesur del día 22, debe llevarse al recibo obligatoriamente a partir de del 1 de abril.

De las partidas que reclamaban las empresas, el Supremo ha admitido dos: el desajuste temporal de las liquidaciones de las actividades reguladas del año 2011 (904 millones) y otro costes relativos a los extradéficits (el legal es el que no se cobra de golpe a los consumidores, sino que se puede titulizar y se cobra de forma aplazada) y que se prevén para este año.

Aunque el Supremo exige que Industria apruebe "de inmediato" la orden ministerial que corrija los desfases que no se corrigieron en enero, se desconoce cuándo lo hará. Además, debe pasar por la ventanilla de la CNE.

Trucos para no subir

Para evitar aplicar la subida de los peajes eléctricos que impone el Supremo el Gobierno puede hacer un doble tirabuzón legal cambiando los techos máximos de déficit de tarifa del año pasado y el presente.

De hecho, desde 2009, en que se fijaron por ley dichos límites hasta 2013, no se han cumplido ningún año, pues el Gobierno siempre ha aprovechado la tramitación de leyes para ir subiéndolos.

Rajoy: "El Gobierno no se asusta de ningún lobby"

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, advirtió ayer que su Ejecutivo "no se asusta fácilmente de los lobbies", en referencia a las presiones de las eléctricas ante la reforma del sistema eléctrico que está preparando, informa Efe. Rajoy respondió así a IU-ICV en el pleno del Congreso en el que se debatió sobre los resultados del últimos Consejo Europeo, después de que el diputado Joan Coscubiela le haya reprochado su postura ante la directiva europea de eficiencia energética y lo haya relacionado con posibles presiones de las grandes compañías eléctricas.

"A mí lo de los lobbies me parece muy bien pero a estas alturas de la vida presido un Gobierno que no nos asustamos fácilmente por las presiones, ni de lobbies ni de no lobbies, solo estamos al interés general de los ciudadanos", ha dicho el presidente del Gobierno. Al respecto, Coscubiela llamó la atención sobre que tales colectivos "antes no existían y ahora resulta que existen pero aguantan muy bien la presión". También al portavoz de Amaiur en el Congreso, Rafael Larreina, dijo a Rajoy que las reformas de su Gobierno se hacen "en beneficio del interés general, y unas veces afectan a las eléctricas, otras a los bancos y otras a la CEOE o a las organizaciones sindicales". De esta manera, le pidió que "no teman las presiones" porque él "las lleva bastante mal", y tan solo intenta "gobernar con equilibrio y siendo justos".

Desde la publicación del informe de la Comisión de la Energía (CNE) el pasado viernes sobre cómo acabar con el déficit, la distintas asociaciones de subsectores energéticos -distribuidoras, renovables, carbón, gas, etc.- han arremetido contra un dictamen que no es vinculante, en la medida en que lesiona los intereses de cada uno de ellos.

LOS ESPECIALISTAS

¿SE ACUERDAN DE LOS TIEMPOS COMPLICADOS?

Una visión desde los mercados

José Luis Martínez Campuzano

Ver

Asociados
© ESTRUCTURA GRUPO DE ESTUDIOS ECONÓMICOS S.A.- Miguel Yuste, 42 - 28037 Madrid [España] - Tel. 91 538 61 00