miércoles, 29 de marzo de 2017

Está pasando:

El diálogo social sólo podrá redirigir el 10% de incentivos

Trabajo simplificará la maraña de las bonificaciones a la contratación

  • Uno de los retos prioritarios de la reforma laboral en ciernes será reordenar, principalmente hacia los jóvenes, los 2.850 millones dedicados a la bonificación de contratos. Por ahora, Trabajo sólo podrá disponer del 10% del fondo, por lo que necesitará ayuda de las comunidades autónomas.
Imprimir
Temas relacionados:

Trabajo simplificará la maraña de las bonificaciones a la contratación

PABLO MONGE

Sabía que la contratación de una "trabajadora mayor de 55 años desempleada excedente del sector textil a la que falta por cobrar un año de percepción de la prestación por desempleo" está específicamente bonificada por el Gobierno? Con toda probabilidad no lo sepa, y tampoco lo sepan ella, ni los empresarios que pudieran estar interesados en emplearla y en ser beneficiados con una rebaja de 140 euros mensuales en las cotizaciones que pagan a la Seguridad Social. El caso citado, copiado literalmente del listado disponible en elMinisterio de Trabajo, es sólo un ejemplo del centenar de enrevesados perfiles a los que el Estado pretende conseguir trabajo mediante incentivos económicos. La obvia ineficacia de semejante registro es el principal motivo por el que Ejecutivo, sindicatos y patronal tratarán su reordenación en la reforma laboral.

Aunque las tres partes coinciden en que los grandes beneficiados por las bonificaciones deben ser ahora los jóvenes, ya que el 40% se encuentra sin empleo, la reorientación de los recursos no será tarea fácil. Las rebajas de cuotas que están recibiendo los empresarios que ya han contratado bajo algún tipo de incentivo deben respetarse hasta que expire el periodo de bonificación. æpermil;stos se alargan desde un año al total de la vigencia del contrato. Por eso, de los 2.850 millones de euros presupuestados para subvencionar la contratación fija, sólo 292millones están disponibles para su reorganización inmediata, según el ministro de Trabajo, Celestino Corbacho.

Los otros 2.558 millones están sujetos ya a algún tipo de obligación de las docenas de bonificaciones, de entre 500 y 3.200 euros anuales que se aplican desde 2006. El problema es que el sistema que se cerró entonces cuenta con tal cantidad de modalidades que, a efectos prácticos, sirve para bonificar, en mayor o menor grado, a la práctica totalidad de colectivos de trabajadores, con la excepción de los varones de entre 30 y 45 años de edad. Existen tantos como tipos de contrato y características de los asalariados. El objetivo ahora es que la disminución de los modelos incentivados redirija, "a medio plazo", el capital únicamente hacia jóvenes, discapacitados y mujeres maltratadas.

También te puede interesar

Los sindicatos denuncian que la cuantía "deja poco espacio demaniobra". Y dado el escaso margen de actuación que dejan al Gobierno el déficit y los Presupuestos de 2010, la clave está en que las comunidades autónomas completen las ayudas utilizando parte de los 3.072 millones de euros que han recibido para gestionar las políticas activas de empleo. "æpermil;se era el principal objetivo de la fallida Conferencia de Presidentes que tuvo lugar en diciembre", señala el secretario de acción sindical de UGT, Toni Ferrer. Que terminen colaborando dependerá ahora de que finalmente se alcance un pacto en la negociación del diálogo social.

Ayudas por reconvertir a temporales

Uno de cada tres contratos que se realizaron en España en 2008 recibieron estímulos públicos. Concretamente, el 27% de ellos reducían el coste de las cotizaciones sociales

que pagan las empresas a la Seguridad Social por sus trabajadores, según cálculos de Agett (patronal de las ETT) sobre los últimos datos disponibles. El 4% restante, lo componen los llamados contratos "para el fomento del empleo". Este modelo se dirige básicamente a jóvenes y mujeres, y supone una rebaja del coste del despido improcedente, que pasa de los 45 días habituales a los 33 días por año trabajado.

En la reforma de las bonificaciones que se aprobó en 2006, existía otra modalidad dirigida a reducir la temporalidad. Gobierno y agentes sociales pactaron "un plan extraordinario de conversión" por el que los empresarios se ahorrarían 800 euros anuales en las cuotas por cada contrato fijo que realizaran a un empleado eventual. Con la finalidad de acelerar dicho proceso, la medida nació con un límite temporal de seis meses para acogerse a ella. En CC OO apuestan ahora por rescatar esta figura para seguir reduciendo la tasa de temporalidad, actualmente en el 26%.



seguir a cinco días

Recibe más contenido de Cinco Días. Suscríbete a nuestras newsletter aquí

Cinco Días

Cinco Días

Cinco Días

BLOGS

La confianza en Europa cotiza al alza.

El puente

Alexis Ortega

Los perfiles que más se demandarán en 2017

El blog de trabajo y empleo

Euribor empleo

<

1 de 3

>
© ESTRUCTURA GRUPO DE ESTUDIOS ECONÓMICOS S.A.- Miguel Yuste, 42 - 28037 Madrid [España] - Tel. 91 538 61 00

Webs de PRISA

cerrar ventana